CASTELLÓN ESPERA BUENOS PRECIOS JUNTO CON UN AFORO CITRÍCOLA ESTABLE.

25/11/2013 :: Respecto a la variedad estrella de la zona de La Plana, la CLEMENULES, los expertos señalan que la producción que se aprecia en los árboles a estas alturas de la campaña será muy similar, aunque las condiciones meteorológicas serán las que permitirán o no que la fruta adquiera mayor tamaño.

La provincia de Castellón espera una campaña citrícola marcada por los buenos precios tanto para el productor como para el comercio. El hecho de que el aforo previsto por la Conselleria de Agricultura no ofrezca grandes variaciones respecto al año pasado ha hecho concebir esperanzas en los diferentes elementos de la cadena. En las primeras semanas de recolección se están fijando precios un 10% más altos que el año anterior, aunque, no obstante, hay muchos otros condicionantes que son los que van a marcar el resultado económico final.

En concreto, la administración autonómica estima que la cosecha de cítricos caiga en la provincia un 2,61% respecto a la previsión del año pasado, según informaron fuentes de esta. Con este ligero descenso, la producción estimada para las comarcas castellonenses se situaría en 552.429 toneladas.

Los técnicos de la Conselleria achacan esta reducción a la disminución en el grupo mandarinas, que en Castellón suponen más de un 80% del total de cítricos. En este sentido, resaltan que la merma se da principalmente en las variedades tempranas, sobre todo la Marisol, aunque también caería la Hernandina.

Respecto a la variedad estrella de la zona de La Plana, la CLEMENULES, los expertos señalan que la producción que se aprecia en los árboles a estas alturas de la campaña será muy similar, aunque las condiciones meteorológicas serán las que permitirán o no que la fruta adquiera mayor tamaño. De momento, en las primeras semanas del otoño, la falta de lluvia ha sido uno de los condicionantes que han obligado a los agricultores a cambiar su estrategia de cultivo. “Nos hemos visto obligados a incrementar las horas de riego, puesto que la fruta así lo requiere”, explica un productor de Villarreal. No obstante, Vicent Goterris, de La Unió de Llauradors, sí que matiza que “esta situación no afectará a la calidad de la naranja” ya que todavía queda mucho tiempo hasta la recolección.

Fuente: valenciafruits.com

Fecha de publicación: 25/11/2013 

Haga su pedido (click aquí)